“Hoy nos interesa destacar un hecho significativo, que tomará carácter de comentario público en nuestro barrio. Tras la invitación, por parte de las autoridades de la Escuela San Luis Gonzaga, se hizo presente a la iniciación de la misa a cargo del cura párroco Agustín Bullían (…), el Sr. Presidente de nuestra Asociación Vecinal, Virginio Ottone (…). Esto ha causado la alegría de nuestro pueblo, ya que, deseaba ver unidas, a la Asociación Vecinal con la Parroquia Nuestra Señora de Guadalupe. Sin duda esto va a contribuir al empuje y avance progresivo de la ciudad para que de común acuerdo con todas las instituciones comerciales, deportivas, culturales y religiosas aceleremos, todos unidos, la terminación del Emisario 10, la construcción del desviador y la pavimentación de Empalme Graneros” (Periódico “La voz de Empalme Graneros”, Nº 9, julio de 1979)