“Foresto, Foresto, me grita una mujer que estaba en la Asamblea  “¿Sí?”, le digo, y ella contesta: “Por favor, por favor. Nunca más inundaciones”. Entonces pensé que ahí estaba el nombre de la Comisión: NU.MA.IN. La noche siguiente lo propuse y se aceptó, pero no fue idea mía. Fue de esa mujer. Nos juntamos en lo del cura y no sé si Lalin Ortolani o quién dijo que yo siga dirigiendo la Asamblea ya que la otra había salido bien. Lo primero que hice fue proponer que le pongamos un nombre a lo que estábamos haciendo. Y don Virginio Ottone, como buen comunista, dice: “Hay que ponerle comisión directiva de la…”. ¿Viste cómo hacían los comunistas? Tenían unos nombres largos así…Entonces les propuse poner un nombre cortito, que no era idea mía sino que me lo había trasmitido una mujer. Y propuse que se llamara NU.MA.IN.”. Todos dicen: “¿Qué es? ¿Una india?”  y entonces tuve que contarles la anécdota. “Nunca más inundaciones”. Y ahí quedó el nombre" (De la entrevista a Leonildo Foresto).